Un millon de dolares para quien demuestre un fenómeno paranormal.

Posted on Actualizado enn

image

Las personas que creen en los fenómenos paranormales, que además afirman estar muy familiarizados con ellos porque suceden a su alrededor o incluso porque dicen encontrarse íntimamente involucrados en los mismos, suelen quejarse de que la comunidad científica se muestra obtusa ante dichos fenómenos y hasta de que los desacreditan por intereses espurios. Pero la Fundación James Randi lleva años dándoles la oportunidad de demostrar su existencia, y con una jugosa recompensa en caso de que lo consigan, nada menos que un millón de dólares. ¿Qué es lo que ha ocurrido, entonces, con el premio? Descubrámoslo.

La propuesta de un mago escéptico

Lo cierto es que la trayectoria de James Randi, nacido en 1928, se parece a la del gran Harry Houdini, que falleció en 1926. Ambos fueron ilusionistas y escapistas; el segundo emprendió una cruzada para desenmascarar las farsas de los espiritistas cuando una médium trató de tomarle el pelo con una supuesta comunicación de Cecilia Weiss, su difunta madre; Randi, desde los años 60 del siglo pasado, se dedica mostrar los embustes de aquellos James Randi desenmascaró al psíquico Uri Geller y al curandero y telepredicador Peter Popoffque aseguran tener poderes sobrenaturales; y Houdini, como la fundación de Randi, también ofreció un premio económico para cualquiera que fuese capaz de probarlos.

En el caso de Randi, en 1955 se le conocía como “el Asombroso Randi” por el programa de televisión Wonderama, y en la década siguiente se hizo mundialmente famoso su desenmascaramiento del psíquico Uri Geller, doblador de cucharas, y en los 80, del curandero y telepredicador Peter Popoff y de un estudio prohomeopático del bioquímico Jacques Benveniste, de cuyo equipo de evaluación formó parte. Fue cofundador del CSICOP (Comité para la Investigación Escéptica), en el que se integraron Isaac Asimov y Carl Sagan, y en 1996 constituyó la Fundación Educativa que lleva su nombre para el examen de “las afirmaciones paranormales en condiciones controladas de experimentación” y que, como decía,ofreció ese millón de dólares a cualquiera que estuviese dispuesto a someterse a dicho examen.

Randi había planteado el premio ya en 1964, cuando una médium le retó a “a respaldar con dinero sus palabras”, presumiblemente escépticas. La cuantía era de 1.000 dólares, que luego fueron 10.000 y, finalmente, el codiciado millón. En 2005 informaron de que más de 1.000 personas se habían presentado para afrontar el desafío desde los Nadie ha pasado ni tan siquiera las pruebas preliminares en 50 años para ganar el premio60, y ni tan siquiera una sola de ellas había pasado las pruebas preliminares, para las que se acuerda con el aspirante lo que ha de considerarse un éxito con objeto de evitar imprecisiones y ambigüedades.

Desde 2007 sólo se aceptan solicitudes de individuos con cierto eco mediático por sus supuestas aptitudes, es necesario proporcionar un diagnóstico médico que asevere que uno no sufre problemas físicos o mentales, puesto que es algo que ya les ha pasado, y al menos un documento con la firma de un universitario atestigüe haber presenciado los poderes del candidato. Y ese mismo año, dos personas se hicieron con el premio.

Los que ganaron el millón de dólares… y lo rechazaron

James Randi añadió otro juego a su desafío en 2007: ganaría el dinero quien describiese qué objeto guardaba en un archivador de su oficina, quizá proyectándose astralmente o mediante cualquier técnica adivinatoria, y además ofreció una pista con quince números para garantizar una verificación posterior. Entonces, un tal Matt Blaze dijo haber visualizado, junto con Jutta Degener, lo que contenía el archivador de Randi, “desde más de 1.500 kilómetros de distancia, tan sólo mediante concentración mental y la aplicación de nuestros talentos (o debería decir dones), y sin acceso físico o información interna (…): una pequeña rueda, o disco circularfenomenos-paranormales

image

Cheque del millón de dolares – JREF

¿Cómo es posible? Muy fácil, o quizá no tanto: Blaze y Degener son criptólogos, y el primero, tan bueno que, por ejemplo, en 1994 franqueó la protección del chip Clipper, que el Gobierno de Bill Clinton quería presentar como el medio de compaginar la privacidad de los usuarios de internet y la obtención de información que requerían lasLos que ganaron el juego de Randi no aplicaron ningún poder paranormal, sino conocimientos y lógica fuerzas de seguridad para realizar su trabajo con eficacia. El caso es que supusieron que los quince números correspondían al ISBN de la edición de 1995 del Random House Webster’s College Dictionary, el número de una página del libro y el de una línea de la misma, en la que se podía leer la definición de ‘compact disc’.

Y después de lucirse de tal manera, renunciaron al premio, porque apoyan la labor de la Fundación James Randi y, en fin, por desgracia para los defensores de lo paranormal, no aplicaron ningún poder de tal índole para ganar el desafío, sino el conocimiento y la lógica. Así que el millón de dólares sigue esperando una demostración parapsicológica y, además, Randi ha ampliado el desafío para que alguien pruebe que la homeopatía funciona, ha cambiado el objeto de su archivador y ha proporcionado dieciséis letras como pista y garantía. Dicho lo cual,queridos magufos, ya estáis tardando

http://hipertextual.com/2015/06/fenomenos-paranormales//

anabel

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s